09 octubre, 2010

Lo que no puede ser no puede ser. Que capen a un par de controladores aéreos o a alguien

Sí, a unos cuantos controladores, a algún alto responsable de Aena, al Ministro de Fomento, a quien sea; o a todos. Porque esto no puede seguir así, menuda tomadura de pelo.

Ayer llegué a Barajas pasado el mediodía y me tocaba esperar unas horas para tomar el vuelo a León. Ningún problema, ya voy bien armado con mis novelas y puedo aguantar lo que me echen. Por cierto, leí en ese viaje de vuelta Los pichiciegos, de Fogwill, buenísima. Y también Los almuerzos, la nueva de Evelio Rosero, escritor colombiano que acabo de descubrir y que es para mí todo un hallazgo. Voy a hacerme de inmediato con la anterior suya, la que le dio fama: Los ejércitos. Ah, y en la ida devoré un ensayo que recomiendo vivamente y que comentaré cualquier día: Algo va mal, de Tony Judt. Pero el caso es que mi avión salía a las 21:05 y a eso de las siete le eché un vistazo al tablón que contiene la relación de vuelos y puertas de embarque. Sorpresa, prácticamente todos los vuelos estaban retrasados, entre hora y media y dos y pico. Y aunque el mío no figuraba con tal mensaje, salió con dos horas de retardo, casi a las once.

Es un cachondeo, es intolerable. Hace un par de días había leído por encima en algún periódico digital que seguía habiendo problemas con los controladores, no sé si por las bajas o porque no hacen horas extras o por qué. Que los den de baja a todos, pero en el sentido colombiano de la expresión, como cuando los periódicos de allá dicen eso de “El ejército da de baja a siete guerrilleros en Urabá”. Es un decir, ya me entienden ustedes. No pido propiamente que los maten, me basta con que les corten los cataplines (o, en su caso, las cataplinas, no seamos sexistas). Eso si ellos tienen culpa. Si no, que se busque al culpable para que la emasculación toque a quien la merezca. Suum cuique tribuere.

Hay que cambiar el rollo ya, de inmediato. Menos cuento con los derechos de los ciudadanos, menos posturitas y a adelgazar el BOE. Viva la fuerza normativa de lo fáctico. Donde esté un hecho contundente que se quiten todos los derechos. Yo no quiero derechos, no, que me dejen de que si el retraso es de tres horas puedo pedir cien euros y si me pierden la maleta ciento siete; o yo qué sé. No, el pueblo quiere sangre, no legislación simbólica. Unos cuantos controladores o responsables de Aena o del Ministerio colgados por las patas en lo más alto de la torre de control de Barajas y canapés y Fanta para toda la gente que se acerque a contemplarlos y a ciscarse en sus muertos, de propina.

¿Que me paso? ¿Que es excesivo? Quiá. Vamos a ver, amigos, calculen ustedes. Según las cuentas mías, así a ojo de buen cubero, sólo ayer por la tarde, en los vuelos que yo vi anunciados con esos retrasos irían unas mil y pico personas, como mínimo. Supongo que por la mañana sería lo mismo y parece que lleva días y semanas el desmadre. Así que sigamos haciendo números: si cada uno de esos perjudicados por algún señorito que no controla como debe o por algún chupatintas que no organiza y ordena aquello por lo que cobra, si cada perjudicado, digo, le diera una patada en los güevos –o las güevas- a uno de esos responsables, iba a ser peor que si colgamos a unos cuantos como yo digo, pues palmarían todos y con más dolor. Al fin y al cabo, lo de ahorcamiento es un ratito de nada.

Cuento lo mío, multipliquen ustedes por unos miles y díganme a ver. Por llegar a las tantas, debido al retraso, mi hijita estaba dormida. Había estado aguardándome y esperando los regalos que le traía, pero no aguantó hasta tan tarde. Me frustré, tenía ganas de verla: daño moral. Además, yo andaba ya con mucho sueño, algo agotado, y así sigo hoy. Dos horas no son moco de pavo cuando el depósito ya está en reserva: daño físico. ¿Que les parece poco? Vale, pero por menos se indemniza a veces. Yo quiero sólo tres mil euros por daño moral y otros mil por daño del de verdad, pues me duelen las posaderas de tanto esperar sentado ayer. Parecerá escaso mal el mío, insisto, pero multiplíquenlo por mil y sale el perjuicio que ayer por la tarde, sólo por la tarde, provocaron a la gente esos controladores o esos responsables de Barajas, o quien sea. Que se sepa quién es y que lo echen a la puta calle si lo de la castración no parece compatible con los derechos humanos y resulta que el hijoputa es humano. A un pariente mío acaban de despedirlo de su empresa (de la de su empresario, quiero decir) simplemente porque un día que tenía una boda le cambió el turno a un colega que también trabajaba por allí. Y a la rue. Si llega a provocar retrasos en un aeropuerto entero, ¿qué le hacen? Pues la misma moneda es lo que pido. Proporcionalidad. O readmisión de mi pariente o sangre y vísceras adornando la torre de control.

Y lo estupendo del caso, para más inri, es que este Ministro de Fomento, el Blanco Pepiño, se ha ganado ante la opinión pública unos puntos por ser el primero que mete en cintura a los controladores . Pues menos mal. Ahora unos controladores se van para poner una empresa de no sé qué -eso contaba el otro día la prensa-, otros se dan de baja por el estrés de que dónde inviertes hoy en día ese pastón de sueldo, con lo mal que está todo, y otros se ve que se marcan unas gayolas en la torre mientras contemplan el espacio aéreo y ven los aviones volar en círculo y se ponen como locos con los círculos. Eso es poderío, sí señor, matarse a pajas mientras los demás o no aterrizan o no despegan, todo por tus santos güevos. Sí, el ministro ha quedado como un señor porque les ganó la batalla que ayer perdimos varios miles y yo mismo. Y así todos los días. Deberíamos tomarnos nosotros la justicia por nuestra mano. Con los controladores. Y con el ministro. Y romper algo en Barajas, incluso del mobiliario, que no todo va a ser cargarse gente.

Ustedes disculpen. Pero como faltan controladores, ando descontrolado.

14 comentarios:

Rosa dijo...

Pues tienes razón, porque el cansancio de la espera es devastador. Lo que me ha llamado más la atención es el motivo del despido de su compañero. ¿eso se puede hacer? En realidad, la gente que trabaja a turnos suelen hacerse favores y cambiarse turnos. No veo causa de despido, la verdad. Al menos no creo que puedan argumentar esa causa, ¿o si?

Anónimo dijo...

Buenas noches, Garciamado.
Es obvio que no estás al corriente de la situación de los controladores y de la navegación aérea desde el RDL 1/2010 y posterior ley 9/2010, de 14 de Abril.
Esta ley ha impuesto unilateralmente unas condiciones laborales para los controladores que ponen en peligro toda la seguridad del sistema de navegación aérea. Una de ellas es obligar a los controladores a trabajar 500 horas más al año (en contra de toda la normativa europea), lo que no solo imposibilita su conciliación familiar sino que pone en riesgo la seguridad de todos los pasajeros por el cansancio acumulado. Y ya van 8 meses.
Mientras tú quieres colgarnos de la plaza del pueblo por no ver a tu hija, los controladores trabajamos sin descanso y sin ver a nuestros hijos, para intentar compensar la nefasta gestión de Aena y que tú puedas volar seguro.
¿Te has dado cuenta ya de que van a privatizar los aeropuertos que hemos pagado con nuestros impuestos para "vendérselos" a empresas afines al gobierno? ¿Te has dado cuenta ya de que los controladores son sólo la cortina de humo para tapar el desfalco que van a cometer?
Si de verdad quieres saber por qué se retrasó tu vuelo y lo que van a hacer con el dinero de tus impuestos: www.controladoresaereos.org.
Te sorprenderás.

Garciamado dijo...

Caray. Buenas noches, controlador. Nunca mejor dicho. Enhorabuena a tu cuerpo. Así se hacen las cosas hoy en día, al pie del cañón virtual. Las guerras se ganan el en ciberespacio.
No, pues no sé. Yo con colgar a alguien de los puros cojones me conformo. No es imprescindible que sea controlador. Ya dije que también me vale del Ministerio o Aena. Además, el hermano de un cuñado mío es controlador y no quiero hacer sangre en casa. Pero hacer sangre sí. Sugiéreme alternativas, corazón.
Oye, yo Niquitonipongo, natural de Tokio. Pero que dice mi pariente recién parado que él se apunta aunque sea con lo de las quinientas horas más. Yo creo que no controla, pero vete a saber.
Sea como sea, y al margen de los líos familiares, vosotros ustedes tendrán razón, pero a mí me jode que cada vez que vuelo últimamente acumulo retrasos. Y verás cómo al acabar de año llevo 500 horas o más. Gratis. Gratis total. Qué estrés. Para que haya seguridad aérea y eso yo acumulo horas de retraso. Joer, que me den puntos al menos, aunque sea para comprarme una torre de juguete en el Carrefour.
Pero lo dicho. Olé la organización de ustedes vosotros. Qué control del ciberespacio, flipo.
Espero que no estés de baja y que mi post no te haya estresado. A ver si me voy a cargar yo un accidente aéreo y todo.
Saludos cordiales, aunque sea con retraso.

Garciamado dijo...

Ah,oye, se me olvidaba. Que si tú no puedes ver a tu hijo retiro lo dicho. Que yo estoy muy por la conciliación familiar también.
En adelante que los pidan solteros y que les ragalen unos condones de esos de "Control". Ya te digo.
Voy a comentar lo de la conciliación con una cajera de Alimerka que conozco yo y verás cómo me corre a gorrazos. Es que la gente no controla, compréndelo, my friend.
Es como empecemos con las bromas...

Garciamado dijo...

Perdona, controlboy, no quiero ser pesado. Pero que dice mi vecino parado, el del Sexto C, que él está hasta las pelotas de conciliar y que su hijo ya empieza a cansarse también de verle la jeta a todas horas. Y que qué carrera hay que hacer para lo tuyo y que si aceptarías una perputa. Perdón, permuta. Que tú concilias con tus hijos y que él, por la cuarta parte, pasa de pegarse con el suyo unos meses y se va a la torre de control, a la de marfil o al infierno si hace falta. Yo no sé, a lo mejor no es plan. Pero es lo que me dice y yo te lo transmito por si te viene bien. Nunca se sabe. Si te interesa, escríbeme.

Garciamado dijo...

Ah, se me olvidada. Si es por mi seguridad, vale. No te había dado las gracias. Gracias. Fíjate que llegué a pensar que era por pasta o por ver quién meaba más billetes y más lejos. Discúlpame. Era por tu familia, jolín. Y por mi seguridad. De qué me quejo por llegar tarde, si el día menos pensado no llego. Espero que no tengáis que tomar medidas más drásticas, pero cruzaré los dedos por vosotros y por vuestra delicada salud laboral mientras va cayendo mi aeronave. Nada, nada, antes muerto que desagradecido.
Oigo toser a mi vecino, el del sexto. Me dice por el delgado tabique que está jodido pero que si no se presenta al curro seguro que lo despiden. Esta gente no controla.
Tú cuídate, que la vida son cuatro días y se pasa en un vuelo.
A mandar.

un amigo dijo...

Pues sí que puede llegar a sulfurar un inconveniente de éstos. Siento la tensión.

Salud,

Francisco dijo...

PARA ANONIMO. Lo mismo les pasa a los Guardias civiles, que se "pasan" de horas y claro ya me comprendes, es un peligro tener que controlar el descontrolado tráfico que rige (por ejemplo) Madrid. Ahora entiendo yo lo de los retrasos-atascos. ¿Acaso se ha puesto toda la Policia deacuerdo en pro de la Seguridad Vial?
Lo triste de tal descontrol, al fin y al cabo, es poderoso señro don dinero.

Anónimo dijo...

Una vez me conto una amiga que trabajaba en el aeropuerto, que cuando la gente se quejaba de retrasos y demoras, sin ni siquiera saber cual era la causa le entraban ganas de preguntarles su profesion:
- pues yo soy fontanero: pues mire, hace ya 10 dias que le llame y aun estoy esperando,
- yo soy medico: hombre, bonita consulta. Tuve tiempo de deleitarme en ella las 3 horas que me pase alli i tentando que me atendieran,
- yo trabajo en una compañia de seguros: que bien, de las que ademas de poner letra pequeña pagan tarde mal y nunca,
- yo soy policia: estupendo atasco del que se libro ayer agente, dos horas en la cola tan divertidos nos pasamos,
- yo soy escritor: muy bien, de esos que no se molestan en informarse sobre lo que escriben y consideran su pluma una prolongacion falica (virtual o real, segun el genero)
y asi una profesion tras otra.
Moraleja: habria que colgar a muchos por las gonadas, empezando por los cansinos violadores de opiniones infundadas, uy, perdon, que les gusta llamarse creadores de opinion. De la suya, sobretodo.
El mundo esta lleno de paniaguados mentecados, y hay muy pocas torres de control para colgarlos.
Quizas mejor no haber visto a su hija hasta el siguiente dia, el rencor y la amargura la huelen un rato lejos.
Para tanta lectura, que poco provecho. Pinche pais.

Anónimo dijo...

(sigue..)
Respecto a su pariente recién parado decirle que hasta el 4 de febrero de este año, acceder a ser controlador aéreo consistía en una oposición pública a la que cualquiera podía acceder y todos los gastos de formación corrían a cargo de la empresa. En cambio, desde el RDL 1/2010, de 5 de Febrero, y posteriores decretazos y órdenes ministeriales (todas ellas inconstitucionales, ya se lo hago saber), para ser controlador tienes que tener, al menos, la no despreciable cantidad de 45.000 euros para el curso básico y hasta 140.000 para cursos superiores, así que, si no dispone de este dinero, su pariente no podrá ser controlador ni aunque quisiera ser esclavo trabajando 24 horas al día. Como puede ver, esta nueva "formación" no permite seleccionar a las personas que cumplan el perfil adecuado, sino que sólo importa tener pasta.
Los retrasos que usted acumula, si echa la vista atrás, verá que desde febrero van en aumento. Todas las medidas opresoras que Aena está tomando contra los controladores (jaleada por la "opinión pública" que se dejó engañar por toda la propaganda de nuestro querido ministro) están provocando la caída en picado de todo el sistema. La mala gestión no hace más que provocar retrasos y pérdidas astronómicas a las compañías aéreas, y por tanto, todo tipo de perjuicios para los pasajeros. Le hago notar que yo también soy viajera habitual y también lo sufro.

Anónimo dijo...

(sigue..)
Y no, no estoy de baja. Llevo 8 meses soportando un acoso laboral impensable en un país democrático. Pero no le contaré mi historia, que seguro que no le interesa.
Respecto a la conciliación familiar, puedo entender que a usted no le importe la mía, pero entonces supongo que usted comprenderá que a los demás no le importe la suya. Y le puedo asegurar que no es mi caso. Quizá a usted le cueste entenderlo, pero los controladores estamos luchando por derechos laborales básicos y sinceramente, me cuesta mucho encajar que esta sociedad diga cosas como "que les echen a todos" en lugar de darse cuenta de que si todo vale para nosotros, servirá de precedente para otros colectivos. Ya les ha sucedido a varios: pregúnteles a policías, bomberos, guardias civiles (como bien apunta el otro anónimo), funcionarios...Están machacando los derechos laborales de todos los trabajadores. Primero con campaña mediática (ganan mucho, trabajan poco) imprescindible para justificar leyes ilegales. Supongo que recordará la campaña mediática que se hizo con los funcionarios como paso previo al decretazo en el que les bajaban el sueldo por la cara. Primero le dicen a la opinión pública que son unos privilegiados, y cuando todo el mundo "les odia" entonces les recortan derechos.
Y de la pasta, mejor ni se lo explico, porque ya me ha dejado claro que se ha creído todas las mentiras del Sr. Ministro.
No sé cuál es su trabajo, pero, por lo que a mí respecta, deseo que le respeten todos sus derechos laborales y por supuesto que tenga unas remuneraciones acordes a su responsabilidad. Y si gana más que yo, jamás pediré que le bajen a usted el sueldo.
Por último, transmítale a su vecino por el tabique, que si yo no voy a trabajar, también me despiden. Somos todos trabajadores, no lo olvide.
Una vez más le remito a informarse adecuadamente cuando quiera usted buscar responsabilidades.
Dele un beso a su hija.

Anónimo dijo...

Buenas noches, Garciamado. Soy el anónimo controlador.
Los dos posts anteriores son míos, ha habido un problema y no ha publicado el primer post, así que se lo resumiré para no aburrir mucho.
Si quiere hacer sangre: pida responsabilidades a Aena (por reducir el número de personas que entran de turno, pero mantener el número de aviones que llegan: una persona no puede hacer el trabajo de dos, usted lo comprenderá), así que los aviones tienen que esperar. Y le recuerdo que si usted espera es por seguridad. Las normas en la aviación son muy estrictas y la seguridad es lo primero (bueno, era lo primero antes del RDL 1/2010, ahora lo importante son los intereses económicos, y así nos va). También puede ser culpa de su compañía por miles de razones (averías, falta de personal, mala programación...). Le sugiero que reclame usted a ellos que seguro que se gana una indemnización. Quiero que sepa que es práctica habitual de las compañías aéreas decir que la culpa de los retrasos es de los controladores para ahorrarse las indemnizaciones. No se deje usted engañar. Sea inteligente y reclámeles que la pasta que le den a lo mejor le compensa un poco el cabreo.
Supongo que usted se habrá dado cuenta de que sus retrasos van en aumento desde febrero. La aplicación del RDL se está cargando todo el sistema. Lamento comunicarle que la gestión de Aena está llegando a límites de incompetencia muy preocupantes, así que ármese usted de paciencia si es viajero habitual. Nosotros hacemos lo que podemos, pero la gestión no está en nuestras manos. Podría ponerle miles de ejemplos, pero no hay espacio suficiente en este blog.
Que tenga buena noche. Y no se preocupe, que aunque llegue tarde a casa, nosotros nos ocuparemos de que llegue.

Anónimo dijo...

Tengo la sensación de estar leyendo una "puesta en escena" como si de una huelga general simulada se tratara.

Carmen dijo...

Le invito a cambiar el título, resulta excluyente y no tiene porque serlo.

Que capen a: un par* de controladores, Pepiño, dirigentes de Aena y sindicato de controlas.

*Cuando se habla de par, es de docenas.

Un cordial saludo.